Define tu estilo de vida con pequeños cambios que mejoran tu vida para siempre. II Parte


Define tu estilo de vida con  pequeños cambios que mejoran tu vida para siempre.

II Parte  7 Pequeños Cambios de Mentalidad

 

            ¿Te pasa a veces que sientes que tu mente te controla a ti más de lo que tú controlas tu mente?

            Quieres vivir una vida productiva, feliz y exitosa, pero tu mente te boicotea y no te deja avanzar a pesar de que conoces el camino para ser exitoso.

           descarga (3) ¿Sabías que no es necesario hacer esfuerzos sobrehumanos para obtener resultados positivos? A veces con hacer pequeños cambios en tu forma de pensar puedes impulsarte rápidamente hacia el éxito.

            Al cambiar tu estado mental tu potencial se contagia y mejora tu calidad de vida. Para ello te traigo nuevos cambios que te impulsarán hacia tu éxito.

 

  1. Transforma la envidia en curiosidad y compártela de forma sana y saludable

            Si te sientes mal e invadido por la envidia por algo que otros tienen y tú deseas intenta alegrarte por ellos, comparte su felicidad y así incrementará tu propio bienestar. Manejala y descubre que puedes hacer o cómo hacer para conseguir lo que tú también anhelas, trabaja sobre ello y te darás cuenta que los logros aparentemente imposibles de los demás no son tan difíciles de conseguir como piensas. Aprende de los mejores, modela comportamientos, actitudes, aptitudes y esta acción te abrirá nuevas posibilidades.

  1. Elige la forma de aprender, como una opción más y no como obligación.

            La vida es un continuo aprendizaje del cual se puede disfrutar muchísimo, más si lo que haces te apasiona y sino transfórmalo de manera que consiga gustarte.

            Nutre tus conocimientos y disfruta del camino hacia tus objetivos, se hará más ameno.

  1. ¡Hazlo ya! en vez de decir ahora voy

            Ahora es ya en el presente y no procrastines e incluso, habla como si ya hubiera pasado para así mentalizarte de que así es . Por ejemplo, en vez de decir “estoy dejando de fumar” di “dejé de fumar”, te impresionará lo que te empodera ese pequeño cambio en el vocabulario.

            El poder de las palabras crea realidades, evita  decir cosas negativas sobre ti misma y cámbialas en positivo: “Estoy en nada”, “no sirvo para”, “no creo que pueda”, etc., en vez di “estoy buscando qué hacer”, “esto no está dentro de mis habilidades, pero puedo hacerlo de esta otra manera”, “es una gran desafío, pero vamos”, etc.

 La forma en que cómo te describes cambiará  tu conducta.

  

  1. Haz de ti mejor persona, y enfócate en lo bueno

           habitos1 Enfócate en ser la mejor versión de ti misma, y el éxito te seguirá.  De esta manera serás exitosa, ya que el éxito depende del significado que uno le dé, para mí el éxito consiste en hacer las cosas bien, sea la tarea que sea. Si para ti el éxito es crear un producto increíble, lograr la fama, crear algo que cambie el mundo, este método también te conducirá hacia ello, porque lo que crees será muy bueno y tu reputación hará que te reconozcan como alguien que “hace las cosas bien”.

 

  1. La experiencia es casi más importante que los títulos o certificaciones

            A veces nos boicoteamos pensando que no estamos lo suficientemente preparados, pero no olvides que  la pericia viene del conocimiento y de la experiencia —  no de una sin la otra y mucho menos de un cartón-. El ser visto como un experto viene de lo que te ha tocado vivir, de tus experiencias, del saber sobre lo que estás hablando y del ganarte el respeto de las personas.

  1. Jamás pienses que has perdido el tiempo, de todo se aprende.

            Cuando tomas consciencia de que cada cosa que te ha pasado en la vida ha sido importante te das cuenta de que nunca verdaderamente se pierde el tiempo.

            Todo importa, todo aporta. Los errores también, pues son aprendizajes. La vida tiene una forma misteriosa de ir mostrándote el camino. Cuando estás bien despierta y consciente de la vida es como si te reconciliarás con ella.

  1. No hay que ser competitivo si no correr en la dirección correcta.

            Todos llegamos tarde o temprano a nuestras metas si sabemos ir en la dirección correcta, no importa ser el último, lo importante es disfrutar de tus propios méritos y aprender de la experiencia.

            Una vez que empiezas y terminas, te fortaleces y te preparas mejor para la siguiente. Siguiendo la metáfora de la vida, lo importante no es ganar, es participar, aprender y dar lo mejor de uno mismo, eso es lo que te llevará a lograr tus metas. Además, no siempre el que sale primero es el mejor.

 

¡No te compares, tú aprende, muévete, crece y sé tú mejor aliada!

descarga

De esta manera definirás tu estilo de vida y poco a poco te convertirás sin duda en la mejor versión de ti misma.

            Si te ha gustado este artículo déjame tu opinión abajo, y no olvides apuntarte a mi boletín semanal gratuito para recibir todas las novedades directamente en tu correoPincha aquí.

              Tu Coach. Susi Nieto